La piel de la ciudad

0
420
Colección «La piel de la ciudad» de Escofet

El origen de Escofet 1886 estuvo estrechamente vinculado a la edición y fabricación de pavimentos de exterior desde que en 1906 gana el concurso convocado por el ayuntamiento de Barcelona para fabricar el pavimento de las aceras del Ensanche, popularmente conocido como «Panot». En Barcelona, las aceras del Ensanche, el paseo de Gracia y la avenida Diagonal están pavimentadas con baldosas de esta colección, generalmente de formato cuadrado de 20x 20 cm o hexagonal de 25 Y 50 cm de ancho.

En coherencia con estas raíces, y comprometida con el diseño como herramienta de estrategia empresarial, la firma presenta una oferta renovada de pavimentos de hormigón vibroprensado bajo el nombre La piel de la ciudad con la voluntad de dar respuesta a un mercado más específico, focalizando su singularidad en una colección de pavimentos de autor.

El pavimento es un soporte intermedio entre las personas y su paisaje circundante. El diseño de esta superficie afecta la forma en que estas personas viven, experimentan y perciben el espacio público. El suelo se ve más que se mira y el desafío es diseñar, para ambos matices de la vista, la expresión poética de unos conceptos sobre losas de pavimento que son la piel de la ciudad.

web empresa