Iberdrola y la EMT firman un acuerdo para la electrificación de la flota de autobuses

0
78
iberdrola-emt

Las primeras actuaciones de electrificación se llevarán a cabo en los centros de operaciones de Fuencarral y Carabanchel y  además, se planificará la red de infraestructura de recarga en el transporte público y las alternativas  de suministro eléctrico

La Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT) y la compañía distribuidora de Iberdrola i-DE, la empresa de distribución electrica de Iberdrola,  han firmado un convenio de colaboración cuyo objetivo principal es el impulso de la electrificación de la movilidad y el transporte público para un modelo de ciudad inteligente (Smart City) óptimo para Madrid.

El convenio ha sido rubricado esta mañana entre el director gerente de la EMT, Alfonso Sánchez, y el director de la Región Madrid de i-DE, Efigenio Golvano, en presencia del delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante.

iberdrola-emt

El proyecto establece la colaboración de i-DE para asesorar y facilitar la electrificación de la red de autobuses urbanos tanto en el estudio de las alternativas de suministro eléctrico en las instalaciones de la empresa municipal como en la planificación de la red de infraestructura de recarga para el transporte eléctrico. El convenio también prevé la posibilidad de planificar una red de puntos de recarga para vehículos eléctricos en aparcamientos y espacios públicos gestionados por la EMT. Ambas compañías ya han identificado emplazamientos óptimos y los centros de operaciones de Fuencarral y Carabanchel serán los primeros en los que se llevará a cabo este proyecto de electrificación.

El acuerdo, que tiene una duración inicial de dos años, establece una comisión mixta de seguimiento presidida por la EMT, que determinará las actuaciones de cada año y realizará el seguimiento de su cumplimiento.

Estrategia Smart City

El acuerdo se enmarca dentro de la estrategia Smart City que ambas entidades vienen impulsando desde hace años en sus respectivos sectores de operación. En materia de movilidad, transporte público y suministro energético, los modelos Smart City prevén la aplicación de desarrollos de innovación tecnológica para lograr la reducción de emisiones contaminantes, mejorar la calidad del aire y la calidad de vida en las ciudades y para hacer un uso más eficiente de los recursos disponibles. El modelo apuesta por la consolidación de la movilidad eléctrica, la implantación de medidas de eficiencia energética y la sensibilización de los ciudadanos en materia energética.