Gabarrón y Las Torres de la Alhambra en el Parque del Retiro

0
1134
TORRES DE LA ALHAMBRA EN EL RETIRO

Comisaria expositiva: Margarida Prieto

Las dieciséis monumentales esculturas, algunas alcanzan seis metros de altura, han estado distribuidas en la principal arteria del Parque del Retiro de Madrid, empezando en la Plaza de la Independencia, sorprendiendo a los miles y miles de visitantes que cada día pasean por este parque y termina en la entrada situada enfrente del Caseron del Buen Retiro.

TORRES DE LA ALHAMBRA EN EL RETIRO

La serie de esculturas está inspirada como el propio artista indicó en las torres del internacionalmente conocido monumento granadino, sus siluetas y la historia que cada una de ellas atesora, son los argumentos que bajo el prisma de arte contemporáneo ha modulado Gabarrón para dar forma a estas nuevas obras, que en esta ocasión tienen la suerte de disponerse en el parque más castizo de la ciudad para disfrute de cientos de miles de turistas y madrileños que han pasado durante estos meses de la muestra.

El cromatismo es la primera de las características que el observador aprecia en la obra de Cristóbal Gabarrón, pero junto a ésta se modulan los planos, se complementan los perfiles para generar un espacio escultórico que se diluye en la trama urbana formando parte del mismo y generando en el observador la duda de si aquellas obras son realmente parte del contexto donde se incluyen. En el caso particular de Las Torres de la Alhambra es todavía más significativo el hecho de que muchas de ellas nos recuerden los motivos epigráficos y de culturas en constante convivencia con la española.

Cristóbal Gabarrón pintor, escultor o muralista entre sus múltiples facetas creadoras, hombre de marcado carácter humanista y defensor de la cultura en todas sus variadas manifestaciones, realiza en esta ocasión un esfuerzo especial para acercar el arte a todos los hombres y mujeres, niños y adultos que desde la desinhibida visita diaria de sus esculturas configuran un nuevo modelo de valoración del arte más actual.

Las Torres de la Alhambra

Comisariar una exposición de esculturas para un espacio público es siempre un ejercicio de gran deleite pues al ser «el puente» entre el Artista y el Público llevando el Arte a la calle, las funciones son absolutamente inherentes al curador, contribuyendo a una mayor aproximación entre el Arte y el Hombre [leer más… en la edición impresa]